Saltar al contenido
Revista Motos de Ayer™ | El mundo digital para Motos Clásicas

Harley-Davidson WLA: Imagen de la motocicleta militar americana

Harley Davidson WLA

Desde el inicio de su existencia, Harley-Davidson mantuvo una fuerte competencia con otra legendaria marca, Indian. Durante bastante tiempo las dos firmas siguieron una línea muy similar en sus motocicletas, que en consecuencia, estaban destinadas al mismo tipo de clientela.

Las Harley-Davidson desde su lanzamiento comercial, puede decirse que fueron adelantadas a su tiempo en cuanto se refiere a política de ventas y distribución. La nueva empresa no tardó en contemplar dos frentes paralelos y a la vez complementarios. Por un lado se trató de conseguir una motocicleta fiable, sencilla y eficaz que no defraudase al usuario.

Por otro, asegurarse la venta y demanda de la producción. Indudablemente en éste segundo frente, los servicios de orden público significaron un objetivo a conseguir, pues aseguraban una determinada producción y ello garantizaba una cierta estabilidad económica a la joven empresa. No tardó en conseguirse el objetivo, ya en 1907 la ciudad de Detroit adoptaba las nuevas Harley- Davidson para su recien creada policía motorizada.

Aproximadamente tres años después seguirían sus pasos las ciudades de Los Angeles y San Francisco. El proceso de expansión dentro del sector estaba en marcha. Cierto es que desde los orígenes de la motocicleta, algunos ejércitos se interesaron en su posible utilización. La motocicleta militar tal como la conocemos no comenzó a generalizarse en las campañas militares hasta la I G.M.

En EE.UU. se utilizó por primera vez la motocicleta con fines bélicos contra la revuelta que capitaneaba Pancho Villa en 1916. A tal efecto se crearon las unidades de Infantería Motorizada, que utilizaron las robustas Indian y Harley- Davidson, así como alguna Excelsior.

En el caso que nos ocupa de las Harley, se tomó el modelo Twin 16-F, se pintó con el clásico color verde oliva que permanecería en catálogo para las motocicletas civiles como “Brewster Green” incluyéndole en éste caso unas cenefas hasta finales de los años 20, y se las dotó de los pertrechos pertinentes a las misiones a desempeñar. En realidad las pioneras militares de Harley, no fueron modelos concebidos para fines bélicos; las cualidades exigidas de robustez, fiabilidad, facilidad de reparación, capacidad de maniobra, eficacia de la suspensión…, que con el tiempo calificarían a una motocicleta militar, en aquellos días ya los poseían los modelos civiles de Harley-Davidson.

Lo cierto es que en aquellos años, se rodaba más por caminos, que por las primitivas carreteras de EE.UU. así que las Harley- Davidson de serie, ya se encontraban calificadas como aptas para las duras condiciones de utilización en los campos de batalla. Terminada la I G.M., todos los ejércitos eran conscientes de la capacidad operativa de la motocicleta, asi como de su versatilidad de funciones. Motivo por el cual se desarrollan unas especificaciones que debían poseer las motocicletas militares.

Al mismo tiempo, se encargaban prototipos de estas motocicletas a diferentes fabricantes. Todo ello con la finalidad de someterlos a las más duras pruebas exigidas antes de su demanda. Como es lógico cada país tiene sus criterios y sus estrategias, por ello primaron diferentes características.

Pero lo que sí se puede asegurar es que trás el armisticio de 1918, había nacido un nuevo concepto de motocicleta que con los consecuentes cambios permanecerá vigente hasta pasada la II G.M. No está de más recordar que si la competición, tradicionalmente, ha sido el banco de pruebas de muchas innovaciones mecánicas, la motocicleta militar también ha aportado su granito de arena al desarrollo de nuevas tecnologías y soluciones técnicas, que luego serían aplicadas a las motocicletas civiles.

Harley Davidson WLA

El modelo WLA que comienza a fabricarse bajo un pedido del ejército de 745 unidades en 1940, tiene una gestación rápida. Al contrario que en otros paises, en Estados Unidos el ejército se decantó salvo alguna excepción, por un modelo standard de motocicleta, que fuese capaz de cubrir las exigencias de las distintas unidades. Un año antes Harley-Davidson, envió dos ejemplares de su modelo de serie WL de 1937 al campo de experimentación militar de Fort Knox (Kentucky).

Las Máquinas seguían siendo similares a las civiles, sólo que se sustituyeron las culatas de hierro por unas de aleación para disipar mejor la temperatura del motor a bajas velocidades, la compresión de 6:1 es rebajada a 4,3:1 para poder utilizar prácticamente todo tipo de gasolinas, aunque el rendimiento de la motocicleta se reduce tanto, que se tiene que elevardefinitivamente a 5:1.

El carburador Linkert M64, después de diferentes pruebas, al final es sustituido por un Linkert M88 modificado, con la finalidad de reducir la formación de carbonilla en la cámara de combustión.

Pero no debe de extrañarnos el encontrar en algunas unidades otras referencias, pués se probaron diferentes modelos, aunque siempre dentro del Linkert M. El filtro del aire adquiere generosas proporciones y es del sistema en baño de aceite.

El sillín amplio y confortable, adelanta su posición sobre el depósito, y sigue gozando de la suspensión que patentase Harley-Davidson en 1913, eficaz en cualquier circunstancia y consistente en dos muelles helicoidales dentro del tubo portasillín, sistema que seguiran montando todos los modelos de Harley-Davidson casi hasta los años ochenta.

La motocicleta es pintada en un “verde ejército” mate a la vez que se han suprimido cromados y todo logotipo o referencia a la marca; el faro se monta en una posición más baja, y las plataformas reposapiés adoptan la forma de media luna. La horquilla delantera, es la misma que utiliza el modelo EL (Knucklehead) buque insignia de la marca, en aquellos días y que comenzó a fabricarse en 1936. Se instala una de las exigencias militares: la dotación de un sólido porta equipajes capaz de soportar 120 kg., también se adaptan dos robustas defensas en la parte delantera y trasera del bastidor, y una plancha de acero recubre los bajos. Y sin que sea de utilidad, se le añade algo muy importante; a las siglas del modelo WL le seguirá la A de Army. Estas unidades de prueba se experimentarán con los más variados componentes y accesorios, hasta llegar al modelo definitivo que podríamos llamar base del pedido inicial. No está de más mencionar en este punto, que los señores que tomaban decisiones en el ejército americano en 1941, estaban entusiasmados con la máquina alemana BMW R75, motocicleta que consideraban muy superior a sus Harleys e Indians. Sobre todo por la transmisión por cardán, la mejor refrigeración de sus cilindros opuestos demostrada en las campañas del desierto, y la casi ausencia de vibraciones. Motivo por el cual, encargaron a Indian y Harley-Davidson, el rápido desarrollo de un modelo similar.

Ello dará lugar al modelo “841” de Indian, con transmisión por cardán y selector de velocidades con mando al pie. Paralelamente, en Harley- Davidson se prepara a toda prisa el modelo XA, una motocicleta híbrida entre la R12 de BMW y Harley-Davidson. De la BMW toma el motor, cambio, transmisión y bastidor copiados a la brava. Y de la WLA la suspensión delantera, el sillín y todos esos atalajes militares de faros mediotapados etc… Según las diversas fuentes consultadas para este artículo, se produjeron 1.000 unidades que no llegaron a prestar servicio.

El costo real de la motocicleta, se estimaba en unos 1.000 Dólares, y terminada la guerra se vendieron al mercado civil saldadas por unos 500 Dólares.

Entre los años 1941-45, la producción de Harley-Davidson al igual que ocurrirá con otras industrias, será practicamente acaparada por el ejército. Entre estos años se produciran 60.307 motocicletas WLA, 17.855 WLC para el ejército canadiense, diferenciándose estas en la disposición de los mandos y reconociéndose a primera vista por montar sobre el guardabarros delantero un pequeño porta equipajes. También se construirá una cantidad desconocida de la misma motocicleta con denominación WSC (sidecar ruso) para el ejército ruso y 1.011 unidades sin sidecar para el mismo ejército. La dotación de accesorios para todas estas motocicletas era prácticamente infinita. Las unidades que se enviaron a Inglaterra trás la destrucción de las factorías de Triumph, así como las enviadas al ejército canadiense se diferenciaban en una multitud de componentes.

Valora este artículo sobre la moto clásica Harley-Davidson WLA

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas6 estrellas7 estrellas8 estrellas9 estrellas10 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…